VoVe Noticias Tucumán

El tiempo - Tutiempo.net
Inicio Actualidad Política TucZone Deportes Vida&Ocio
Pais

Despenalización del aborto: el Gobierno podría incluirla en el Código Penal

La reforma se debatirá este año en el Congreso.

Tras el rechazo esta madrugada del Senado a la legalización de la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE), el Gobierno evalúa incluir la despenalización del aborto en el nuevo Código Penal que será debatido este año en el Congreso.

El nuevo Código Penal será enviado este mes al Parlamento y de confirmarse este punto, el Congreso deberá volver a debatir en cuestión de pocas semanas sobre el aborto, informó la agencia Dpa.

El Senado rechazó esta madrugada por 38 votos en contra y 31 a favor el proyecto para la legalización de la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14, que en junio ya había sido aprobado por la Cámara de Diputados.

Miles de personas participaron en una extensa vigilia a la espera de la histórica votación frente al Congreso, con un sector identificado con pañuelos verdes, el color de la campaña nacional por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito; y otro con pañuelos celestes a favor de "salvar las dos vidas".

No se descarta que el proyecto de legalización de la interrupción voluntaria del embarazo sea tratado nuevamente en 2019. Pero el año próximo, que será además de fuerte tono electoral por las presidenciales previstas para octubre, se mantendrá la misma conformación parlamentaria, lo que dificultaría un cambio en la votación.

Según anticipó "La Nación", el proyecto mantendría el aborto como delito, pero con más excepciones que los que dispone el Código Penal actual. Una modificación central sería declarar no punible a la mujer que cause su propio aborto o consienta que otro se lo practique, señaló el diario. No estarían exceptuados de penas terceros, como el médico o el farmacéutico, según advirtió "Página/12".

 

Entre 2007 y 2016 fueron condenadas 63 personas por distintos tipos de delitos relacionados con el aborto.

El caso "Belén" fue emblemático. En 2014, una joven acudió a un hospital público por una grave hemorragia vaginal y según el primer diagnóstico sufrió un aborto espontáneo. Pero luego la joven, cuyo nombre se mantuvo en secreto pero fue identificada como Belén, fue acusada de deshacerse del feto en un baño del hospital. Fue detenida y condenada a ocho años de prisión. Estuvo dos años detenida hasta que recibió la libertad condicional en medio de una fuerte presión social y luego fue absuelta por la Corte Suprema provincial.

Fuente: La Gaceta