El tiempo - Tutiempo.net
Inicio Actualidad Política TucZone Deportes Vida&Ocio
Historia de vida

¿Cómo se vive luego de un trasplante de riñón?

El Hospital Padilla se convirtió en el primer hospital donante de órganos. La historia de vida de un trasplantado.

Captura web.

Pedro Lorenzetti tiene 62 años y, hace exactamente un mes, se sometió a un trasplante de riñón en el Hospital Padilla luego de haber estado 4 años en hemodiálisis. “Soy el trasplantado número 83 del hospital y tengo entendido que en este mes se realizaron cuatro cirugías más, ósea una por semana y esa es una buena cifra”, afirma.

Por segundo año consecutivo, el Hospital Padilla continúa en primer lugar como hospital donante y, gracias a esto, Tucumán ocupa el segundo puesto a nivel nacional como provincia donante. En la actualidad, el Padilla recibe donaciones multiorgánicas y realiza trasplantes renales y de córneas.

Pedro fue trasplantado el martes 24 de octubre por el equipo de médicos encabezado por los doctores Santiago Villavicencio y Aldo Bunader. El órgano fue de origen cadavérico y, al respecto, Pedro explica: “La información de quién fue el donante es confidencial pero los médicos nos pueden decir, al menos, de qué falleció la persona y cuántos años tenía”.

Los primeros 90 días luego de la cirugía son de extremo cuidado a efecto de evitar el rechazo del órgano y por precaución médica: “Tiene que haber un aislamiento estricto aunque sí podemos recibir visitas con las normas de higiene correspondientes como barbijo y lavado de manos por parte del visitante con alcohol en gel”, ahonda.

Una vez dada el alta del hospital, el paciente debe tomar una serie de medicamentos en donde priman los inmunodepresores para evitar el rechazo del órgano en el nuevo cuerpo. “Tenés que tomar la medicación por toda la vida pero siempre se va ajustando la dosis a medida que pasa el tiempo. Después de los 90 días de aislamiento, se comienza a hacer un análisis mensual y los médicos te permiten empezar a hacer una vida normal”, concluye.

Existen varias vías para ser donante: en los registros civiles, lugares donde otorgan los carnets de manejo, en la página del Incucai o simplemente informar a los familiares el deseo de ser donante.