El tiempo - Tutiempo.net
Inicio Actualidad Política TucZone Deportes Vida&Ocio
Copa Libertadores

Lanús le ganó a River y es finalista de la Copa Libertadores

River arrancó arriba con goles de Scocco y Montiel, pero Lanús lo dio vuelta y se metió por primera vez en su historia en la final de esta copa.

Captura web

Lanús logró una victoria con visos de hazaña y es el primer finalista de la actual edición de la Copa Libertadores. Perdía 2-0 y revirtió el marcador para terminar imponiéndose 4-2 ante River, que había ganado el cotejo de ida 1-0. Su rival surgirá del duelo que mañana protagonizarán el desquite en Brasil, Gremio (3)-Barcelona (0).

El local tuvo la primera ocasión del partido, con un cabezazo cruzado de Velázquez que se perdió a centímetros del vertical izquierdo de Lux. En el minuto dieciseis, hubo un pelotazo de Casco para Fernández que fue empujado en el área local por Braghieri. Penal que ejecutó Scocco con calidad para abrir el marcador.

En el minuto veintidos, un tiro libre del Pity Martínez fue rechazado por Andrada y Montiel entró solo para meter el frentazo y agrandar la ventaja. El ganador manejaba el trámite, pero cuando concluía la etapa, una jugada asociada de Lanús le permitió descontar a través de José Sand.

Y apenas se abrió el complemento, una pelota al vacío que conectó Sand le devolvió la esperanza al "granate". El encuentro se tornó cambiante y dramático. Después, Scocco perdió un mano a mano con Esteban Andrada. Lanús siguió yendo y Lautaro Acosta, en dieciseis minutos, puso al frente a su equipo en el tanteador.

Y en el minuto veintiuno, Montiel le cometió penal a Román Martínez. El árbitro apeló al VAR y lo cobró. Tiró Silva y Lanús selló el 4-2 que necesitaba para consumar una remontada histórica.

Más tarde Andrada le sacó una pelota increíble a Ponzio y puso un candado a su arco.

El equipo de Jorge Almirón llegaba a esta instancia con la obligación de revertir la derrota por 1-0 en el cotejo de ida. Para eso debe ganar por dos goles de diferencia. A los “Millonarios” les alcanzaba con un empate para estar otra vez en la final del certamen continental. Incluso hasta podía perder por la mínima diferencia.