Panel de usuario
Captura web.

Cómo entrenar a tu gato para usar la caja sanitaria

Muchos gatos se rehúsan a usar la caja sanitaria y hacen sus necesidades por toda la casa. Consejos para corregir ese mal hábito.
Captura web.

La mayoría de los gatos aprenden a usar la caja de arena a muy temprana edad, pero los gatos callejeros o que acaban de ser adoptados podrían no saberlo. En ocasiones, incluso un gato bien entrenado podría parecer “olvidarlo” y empezar a hacer sus necesidades por toda la casa.

Los motivos podrían variar, desde problemas de salud hasta simples gustos y preferencias. Si querés encaminar a tu gato, probá algunos de estos consejos.

Antes que nada debes saber elegir la caja sanitaria. Al escoger el tamaño de la caja, lo mejor es ser precavido y conseguir una grande. Tu gato sentirá que tiene más espacio. Si tu gato es muy joven o demasiado viejo, la caja debe tener lados bajos, así podrá entrar y salir de ella sin dificultad. Si tenés mucho espacio, lo mejor es colocar más de una caja.

Buscar un lugar adecuado. Esta etapa podría requerir de ensayo y error, pero en general, existen algunos puntos a tener en cuenta: ser accesible; nunca colocar la caja cerca de donde come o bebe ya que los gatos tienen el instinto de orinar y defecar lejos de donde comen; no debe ser un lugar ruidoso ni muy transitado, mucho menos con perros “molestando”.

Seleccionar las piedras sanitarias adecuadas. Llenar la caja 5 o 10 cm y mantenerla siempre limpia, ya que, uno de los principales motivos por los que los gatos hacen sus necesidades afuera de la caja es que su “baño” está sucio.

Conocer el horario de tu gato. Comúnmente los gatos van al baño luego de su siesta, de haber jugado, o comido.

Jugar con tu gato cerca de la caja. Esa confianza ayuda mucho a que respete sus lugares de deposición y se relaje.

Colocar los desechos donde deban ir. Si tu gato hace sus necesidades fuera de la caja, podría ser útil que recojas sus heces y las pongas en la caja en vez de tirarlas a la basura. Esto sirve, ya que el animal olerá sus deposiciones y lo relacionará con la caja.

Limpiar bien los desechos que están fuera de la caja. Si tu gato orinó o defecó en el piso o un mueble, es necesario que se limpie muy bien esa zona para evitar que relacione ese lugar con su mal hábito.

Si tenés gatos problemáticos, intentá con algunas de estas sugerencias y comentanos cómo te fue. No olvidés que retar a tu mascota, no mejorará nada. ¡Éxitos!

Negra Grego
¿Qué te pareció la nota?
Etiquetas de esta nota:
{NOMBRE DE LA ETIQUETA}
Dejá tu comentario:
Mediante Vo-Ve
Mediante Facebook
Términos y condiciones de publicación
(0) Comentarios